InicioSalud AnimalCaracterísticas y cuidados del gato siamés

Características y cuidados del gato siamés

El gato siamés es, junto al persa, una de las razas de gatos más antiguas y conocidas. Su origen se encuentra en el sudeste asiático, concretamente en Siam, que hoy en día pertenece a Tailandia. Allí, el siamés era venerado como gato de templo. Hacia finales del siglo XIX, los primeros ejemplares llegaron a Inglaterra, donde se comenzó la cría de esta raza. 

Características

Los gatos siameses son de tamaño mediano, poseen un cuerpo esbelto, piernas largas y patas pequeñas y ovaladas. Cuando alcanzan la edad adulta, las hembras pesan entre 3 y 4 kg y los machos, entre 4 y 5 kg. Su cabeza triangular se alarga mediante unas orejas erguidas, puntiagudas y con base ancha. Los ojos almendrados de color azul intenso y ligeramente oblicuos son típicos de esta raza. Por otra parte, la cola es muy larga y estrecha en la base, aunque se va afinando aún más hacia la punta.

Los siameses son en parte albinos, lo que quiere decir que producen poca cantidad del pigmento melanina. Es gracias a ello que adquieren su variación de color. Este patrón es el responsable de una coloración negra genética en las extremidades, que se convierte en marrón oscuro debido al gen «cs» de los siameses. La coloración de las áreas oscuras no sucede enseguida, sino tan solo algunas semanas después del nacimiento. El resto del pelo es de color blanco o tonos crema. Esta raza tiene un pelaje muy corto, fino, brillante, sedoso y pegado al cuerpo y, además, apenas posee manto inferior.

Su inteligencia y carácter bondadoso lo convierten en el gato perfecto para una familia. Los siameses son unos mininos muy sociables y con una necesidad elevada de participación. Además, se comunican mucho y son dueños de una voz fuerte. Si algo no va con ellos, lo dirán por todo lo alto, razón por la que se les considera especialmente asertivos.

No obstante, a los gatos siameses les encanta estar acompañados de personas y aprecian mucho los mimos de sus dueños. Si se les deja demasiado tiempo solos, el aburrimiento se apoderará pronto de estos astutos felinos. En caso de que tu minino no pueda salir de casa, debes ofrecerle suficientes opciones para entretenerse.

Los siameses son muy afables y pueden vivir en pareja sin problemas. Son capaces de entretenerse el uno al otro durante horas y limpiar su pelaje mutuamente.

Con unos cuidados adecuados, los gatos siameses pueden vivir al menos 14 años.

Cuidados

Gracias a su pelaje corto, los siameses no requieren cuidados complicados. Es suficiente con cepillar su pelo de vez en cuando para retirar los pelos sueltos. Debido a que su capa inferior de pelo es prácticamente inexistente, los lugares fríos y húmedos no son sus preferidos. Por ello, asegúrate de que la temperatura de tu casa no sea demasiado baja.

Si tu gato siamés vuelve mojado de su paseo por el exterior, es preciso que lo seques bien. Estos pequeños felinos adoran el calor, por lo que es muy probable que busquen un huequecito en el radiador o en otros sitios cálidos de la casa. Sin duda, a tu siamés le encantará tener a su disposición una manta térmica. Evita, asimismo, exponerlo a las corrientes de aire.

Como ya hemos mencionado, los gatos siameses son muy sociables y afectuosos, por eso tiene sentido que convivan con otros de su especie. Tener dos siameses conlleva la ventaja de que estos disfrutan limpiándose mutuamente, por lo que nuestro trabajo con ellos es aún menor. Dado que también gozan de la compañía de las personas, precisan que se les dedique el tiempo suficiente para jugar con ellos y mimarlos.

Para que tu gato pueda desfogarse de la forma debida, has de colocar algunos muebles rascadores por tu casa. Se sobrentiende la necesidad de contar con un rascador con varios niveles, ya que a los mininos les encantan los sitios elevados.

Además, si es posible, deberías dejarlos salir de casa para que se muevan y se entretengan de manera suficiente. Como alternativa, puedes asegurar tu balcón con una red para gatos.

Siempre recomendamos pensar antes de obtener una mascota, porque realmente merecen cuidado y atención.

Fuente: Zooplus.es

ARTICULOS RELACIONADOS

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Más leidas